Café y ayuno intermitente: ¿Son compatibles?

Café y ayuno intermitente

¿Estás empezando a hacer ayuno intermitente y quieres saber si el café rompe el ayuno?

Esta duda también la tuve yo cuando empecé con el ayuno intermitente. Como entusiasta del café no me gustaba renunciar a tomar café por la mañana, pero tampoco quería romper el ayuno. Si este es tu caso, traigo buenas noticias para ti.

El auge del ayuno intermitente

El objetivo de este post no es explicarte con todo detalle qué es el ayuno intermitente, y para eso ya hay artículos fantásticos como el del enlace anterior, del blog de Marcos Vázquez fitnessrevolucionario.com, toda una institución en el mundo del fitness en habla hispana. Pero sí creo conveniente dar alguna pincelada por si eres de los que aún no saben de qué va esto del ayuno intermitente y has llegado aquí por casualidad.

El ayuno intermitente es, básicamente, alternar entre períodos de ayuno y alimentación, de ahí lo de ayuno e “intermitente”. Entre los métodos más populares se encuentra el ayuno de 16/8, que implica un ayuno de 16 horas seguido de una ventana de alimentación de 8 horas, y suele ser este periodo el más recomendado para quienes empiezan.

La clave por la que el ayuno intermitente ha ganado tantos adeptos es por su capacidad para promover la autofagia. La autofagia es un proceso celular que implica la eliminación y reciclaje de componentes celulares dañados o no deseados. Este proceso es crucial para mantener la salud celular y la regeneración, y se ha asociado en muchos estudios con la longevidad y la prevención de enfermedades.

¿Se puede tomar café en una ventana de ayuno?

Como te decía al inicio del artículo, tengo buenas noticias si eres un apasionado del café y quieres empezar a hacer ayuno intermitente.

Efectivamente, es posible tomar café durante el ayuno, y es totalmente compatible. Pero hay una condición: tiene que ser café solo. Y es que el café en sí mismo, sin calorías adicionales, contiene cafeína pero prácticamente no aporta calorías.

Sin embargo, aquí radica el desafío: muchas personas disfrutan de su café con aditivos como azúcar, crema o leche. Estos elementos agregan calorías a la bebida y sí que interrumpen el ayuno al activar una respuesta insulínica en el cuerpo.

De todos modos, el mismo Marcos Vázquez hablaba en un capítulo de su podcast que añadir un chorrito de leche (por ejemplo haciendo un café cortado) tampoco afecta en demasía al proceso de autofagia, así que tampoco te fustigues demasiado. Aún así, creo que el ayuno intermitente puede ser una buena excusa para empezar también a tomar el café solo, si es que eres de los que son incapaces de tomarlo solo.

Para mí, el café solo más rico de todos es el café espresso, aunque el cold brew, que tan de moda está, también es genial, sobre todo en verano. Si te animas, tengo este otro artículo sobre las mejores cafeteras espresso, con 7 recomendaciones de compra.

No solo compatible, sino también beneficioso

Y aquí llega lo bueno, y es que además de ser compatible con el ayuno intermitente, el café tiene también efectos potenciadores en la autofagia y el rendimiento durante el ayuno:

  • Algunos estudios sugieren que la cafeína puede estimular la autofagia al activar ciertas vías metabólicas en las células y elevar el estado de cetosis del cuerpo.
  • La cafeína estimula el sistema nervioso, lo que viene muy bien si vas a entrenar en ayunas. La combinación de ayuno y cafeína también tiene un efecto potenciador en la quema de grasa.
  • Al tomar una taza de café le damos algo al cerebro con lo que distraerse y sustituir el desayuno, y reducimos así la ansiedad por comer que suele ser habitual entre quienes empiezan con el ayuno intermitente.

Así que ya ves que tomar café durante una ventana de ayuno no solo no es perjudicial, sino que es hasta beneficioso, pero esto solo depende de cómo lo consumes. Así, es el café negro (y/o descafeinado) el que generalmente se considera compatible con el ayuno, ya que aporta poca o ninguna caloría. Y si no aguantas el sabor del café solo, añade solo un poquito de leche, sin más aditivos, edulcorantes ni azúcar.

Total
0
Shares
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *